Ganadores del Impulsor del Concierto Solidario

Ciriza, 13 de junio de 2019

Con motivo de la celebración del II Concierto Solidario en contra de la exclusión social a favor de los centros de acogida Vida Nueva, se llevó a cabo una iniciativa llamada Impulsores del concierto. Dicha iniciativa consistía en que la gente se apuntara como impulsor/a del concierto y así comprometerse a llevar la noticia del concierto a familiares, amigos, compañeros… en definitiva, a muchas otras personas de una manera mas cercana y personal.

El proyecto tardó en despegar pero poco a poco se iban apuntando personas que querían ayudar. Además del hecho de poder colaborar con los centros de acogida promoviendo el concierto, los impulsores se vieron incentivados con diferentes premios según iban avanzando en la consecución de entradas. El pin del centro se obtenía si lograbas invitar a dos personas; la camiseta del concierto si eran cinco, y lograbas una cena para dos en un exclusivo restaurante de Pamplona si eras el impulsor que más gente lograba invitar. Este último premio logró llevárselo Abigail Rengifo de Zaragoza, convirtiendose así en la ganadora del Premio al Impulsor de Concierto 2019. Logrando vender 45 entradas, no disimuló su entusiasmo por haber logrado es cifra y contestó a algunas de nuestras preguntas sobre la experiencia de ser impulsora.

¿Qué es lo que atrajo de convertirte en impulsora?

Aunque había recibido varios mensajes y había visto alguna noticia de cómo hacerme impulsora en la página web, lo que finalmente me animó a hacerlo fue el último mensaje: la recompensa de la cena en el Castillo de Gorráiz.

Creo sinceramente que no fue idea mía meterme en este asunto, nunca me ha llamado la atención ganar premios, ni luchar por algo así. Creo que si hubiera sido por mí hubiera dejado pasar la oportunidad. Por eso, desde que empecé a invitar a gente no hacía más que preguntarme : ¿Cómo he llegado a este punto? No me reconocía, como he dicho nunca he querido participar en algo así, por lo menos que yo recuerde. Pero al ver que se nos animaba a ser impulsores creí que verdaderamente era necesario hacerlo. La inversión  de los organizadores del concierto y la ocupación en que invitemos a personas al evento es lo que me animó. Su esfuerzo me impulsó a esforzarme. Era un llamado a unirme a una pequeñita parte de un plan.

¿Cómo animaste a la gente a comprar entradas para el concierto?

El primer día  estaba reunida con algunos jóvenes. Fue una gran oportunidad de invitarles en persona. Durante la semana me dediqué a enviar mensajes por WhatsApp. Tuve ocasión también de enviar mensajes por correo electrónico y Hangouts.

¿Cómo conseguiste que compraran entradas?

No lo sé. En fin, insistí bastante. Si me encontraba con alguna de las persona que había invitado les recordaba que compraran y si no, persistía en enviar mensajes. Hubo días de tregua, no quería parecer demasiado insistente, pero a medida que se acercaba la fecha me animé y usé recursos publicitarios. Enviaba fotos del concierto, eso sí, siempre con un mensaje alentador. No sé cómo, me vi enviado textos que realmente parecían de campaña publicitaria.

¿Qué fue lo más fácil y lo más difícil a la hora de invitar a la gente?

Lo más difícil de invitar a la gente fue todo. Hablé con personas con las que no acostumbro a hacerlo, de hecho varios de los números de teléfono me los tuvieron que facilitar para poder enviar mensajes. Parece que no, pero tuve que vencer la timidez y atreverme a impulsar.

Creo que lo más fácil, si es que se puede llamar así, fue escribir el texto. Una vez empezaba el discurso motivador, no sé cómo lograba acabarlo. Tenía ya interiorizada la idea: Adjuntaba el link y explicaba para qué estaban destinadas las entradas Fila Cero, animaba a las personas a hacerlo y les aseguraba que era una gran ocasión de colaborar con Vida Nueva y por último les recordaba qué era lo que podían añadir en la casilla de Impulsor.  Eso sí, siempre desde una profunda gratitud.

¿Cuantas personas invitaste? ¿Cuantas de esas compraron entradas?

Invité alrededor de 42 personas. No sé bien el número exacto puesto que había familias que compraron habiendo sido avisado únicamente un miembro de la misma. De hecho, la respuesta que recibí de algunas de las familias me sorprendió bastante. Un ejemplo de ello es una familia, a la que avisé solo a la mamá y me contestó que su marido había decidió comprar cinco entradas, una por cada miembro de la familia (incluidos niños). Esto realmente me bendijo.

Otro ejemplo que me ha sorprendido fue el de un padre de familia que compró dos entradas para él y su esposa (su hija había comprado ya para ella y su hermano) y se olvidó de poner mi nombre en la casilla de impulsor. Al darse cuenta decidió comprar 3 entradas y así poder añadir el dato que le faltaba. Increíble su generosidad en el más amplio sentido de la palabra.

Bueno y hay varios ejemplos así por los cuales solo puedo agradecer. El número total de entradas vendidas creo que es de 45. Bien es cierto que hubo personas que no compraron, pero el número es bastante reducido. Aun así agradezco a todas aquellas que leyeron mis mensajes y  a las que se pararon a escucharme, dedicándome así unos minutos de su tiempo.

Has logrado que muchas personas compraran fila cero y así colaboren con Vida Nueva y además que algunas asistieran al concierto ¿Cómo te sientes?

Bueno, todas las personas que invité al concierto compraron Fila Cero. La mayoría de las personas a las que invité no podían acudir al concierto, porque entre otros motivos, viven lejos. La oportunidad de colaborar con Vida Nueva comprando estas entradas creo que fue una muy buena idea. Era nuestra oportunidad de aportar nuestro granito de arena. Estoy muy, muy agradecida por la respuesta de la gente, han comprado entradas sin dudar. Cada vez que me enteraba del número de entradas vendidas me era inevitable sorprenderme y agradecer.

¿Qué le dirías a los que puedan impulsar futuros eventos?

Bueno les animo a que lo hagan. Es toda una aventura, requiere esfuerzo pero realmente se recibe muchísimo más. Además de la satisfacción de haber ganado y de conseguir los premios, lo que más me ha enriquecido es la respuesta de las personas invitadas a comprar las entradas. Recibí muchísima gratitud. Muchas de ellas me explicaron que el recibir un mensaje con toda la información les facilitaba la compra de entradas. Tenían a su alcance en link de la página web, podían comprarlas en el momento. He salido muy bendecida al ver la generosidad de las personas que han comprado entradas para un concierto al que no iban a acudir, pero sabían que era en beneficio del Centro. Así que animo a todos aquellos que quieran ser impulsores. Es bastante gratificante el resultado.

Al igual que Abigail muchos otros participaron como impulsores del II Concierto Solidario llevándose premios, trayendo personas al concierto y dando a conocer los centros de acogida Vida Nueva y lo que allí se hace. A todos ellos queremos agradecerles por el esfuerzo y el tiempo empleado en hacer que el concierto tuviera tan buena repercusión.

Anuncios

2 Comments

  1. ¡Enhorabuena a todos los impulsores! O debería decir, súper-impulsores… Habría sido genial una entrevista a cada uno, ¡vaya efectividad!
    Gracias por la noticia y por todo el esfuerzo en apoyar a Vida Nueva.

    Le gusta a 3 personas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.